lunes, 29 de diciembre de 2014

Y se nos va el 2014 , tan rápido como vino.

                Cuando llega fin de año, se viene el balance. Aunque nos esforcemos por dejarlo pasar, es de fuerza mayor, en algún momento de estos últimos días de diciembre, se nos cruza el interrogante si fue positivo o no. En mi caso, el 2014 fue positivo. Lo que no me gusta de los fines de año son los pendientes que aparecen en mi lista de lectura. ¡Cada vez son más! Y aunque cada año descubro nuevos autores y hasta nuevos géneros que no incursionaba, lo que me queda aún por leer se potencia al infinito.

                En el mes de diciembre se han publicado la lista de los mejores libros de 2014 y los mejores autores. ¡Esto infla cada vez más mi lista de pendientes! Las mejores revistas literarias y los suplementos de cultura sacan a relucir sus listas. Acá comparto algunos nombres que me apunté de todas las listas que leí:
  • Fabio Morábito: El idioma   Materno
  •  Julián Barnes: Niveles de Vida
  •  Samanta Schewblin: Distancia de Rescate
  •      Karl Ole Knausgard: Un hombre enamorado 
  •     James Salter: Todo lo que hay


                Otras cosas que deja el 2014 son las grandes ferias literarias, el premio Nobel de Patrick Modiano y los cien años de Cortázar. Es una pena que Adolfo Bioy Casares no tuviera la misma repercusión cumpliéndose el mismo aniversario.  

                Se viene un año con mucha lectura. ¡Feliz 2015!